Radiculopatía cervical. Todo lo que debes saber Todavía no hay valoraciones.

El dolor cervical que irradia al brazo/s

En este artículo te explicamos lo que necesitas para que sepas poner nombre a lo que te pasa, qué es la radiculopatía cervical y pautas para sobrellevar mejor tu dolor de cuello.

¿Qué es la radiculopatía cervical?

La radiculopatía cervical es una irritación de los nervios del cuello. Causa dolor de cuello y brazo que puede extenderse a la mano y dedos. El dolor del brazo (braquialgia) puede sentirse en menor o mayor medida que el dolor de cuello (cervicalgia).

También puedes tener entumecimiento y / o sensación de hormigueo o de alfileres y agujas. A veces la radiculopatía cervical se acompaña de debilidad muscular de brazos y manos.

¿Qué causa la radiculopatía cervical?

A menudo es causada por compresión física y / o inflamación de una de las raíces nerviosas cervicales. Estos nervios son responsables de la inervación motora y sensitiva del brazo.

Además de la afectación nerviosa, existen otros factores desencadenantes que afectan a este dolor nervioso.

Factores desencadenantes

Estos factores influyen en la intensidad del dolor, en el efecto que tiene el dolor en su bienestar y cómo lidiar con él. Estos factores son biológicos (físicos), psicológicos y sociales (su estilo de vida y ambiente).

Relación entre factores biológicos, psicológicos y sociales

Cada uno de estos factores puede tener un efecto sobre cómo percibe el dolor, así como interactuar con los otros factores.

Biológicos

Una hernia discal o cambios en las articulaciones, relacionados con la edad, pueden reducir el espacio por dónde el nervio sale de la columna en la zona del cuello. Esto puede causar compresión física y / o inflamación de la raíz nerviosa.

Es común ver protuberancias en el disco y cambios de las articulaciones relacionados con la edad, a veces sin ningún dolor de cuello. Otras veces, no se sabe muy bien por qué, producen dolor y limitación importante en la vida del paciente.

Actividad física

Llevar una vida sedentaria, unido a las contracturas musculares, que muchas veces se derivan de la falta de actividad física, se han asociado con la radiculopatía cervical. Las malas posturas al estar sentado no causan radiculopatía cervical, pero permanecer en una misma posición durante demasiado tiempo puede empeorar el dolor. Haz esfuerzo y muévete regularmente, cambia de postura al sentarte y evita quedarte en la misma posición durante largos períodos de tiempo.

No estar en forma y un bajo nivel de actividad física, pueden afectar la capacidad de tu cuerpo para hacer frente al dolor o para llevar a cabo diariamente tareas físicas. No hay una forma de ejercicio que haya demostrado ser mejor que otra para reducir el dolor, así que practica un deporte que te guste, y hazlo con regularidad.

Bienestar emocional

Es normal que cuando se vive con dolor, se noten cambios en el estado de ánimo. La ansiedad, el estrés y el dolor pueden venir de la mano a menudo. Esto hace más difícil controlar el dolor en el día a día. Si te sientes algo deprimido, ansioso o estresado, es importante hablarlo con tu médico de cabecera o fisioterapeuta para que te puedan ayudar y tomar las medidas necesarias para solucionar el problema.

Actitud

Tu actitud ante el dolor es muy importante para gestionar el dolor. Por ejemplo, mucha gente siente que no es seguro moverse y realizar actividades normales cuando tienen dolor. Tratando de proteger el cuerpo al no moverse, a menudo ralentiza su recuperación y puede empeorar el dolor.

La calidad del sueño

El sueño es una parte esencial para sentirse bien y contento. No dormir lo suficiente, tener un sueño de poca calidad y sentirse cansado puede contribuir a que dolor del cuello aumente. Es importante relajarse antes de acostarse y tener una buena noche de sueño.

Comorbilidades (otros problemas de salud)

Parece haber una relación entre otras condiciones médicas (como diabetes, hipertensión, respiración, tabaquismo y enfermedades del corazón) y un aumento de la sensación de dolor de cuello. Mejorar tu salud en general también puede ayudar a reducir el dolor de cuello.

RECOMENDACIONES SI SUFRES DE RADICULOPATÍA CERVICAL

Ejercicio y actividad

Deporte para la fatiga crónica y fibromialgia
Unsplash @boyand

Es común que experimentes un aumento del dolor cuando comienzas a hacer ejercicio o vuelvas a su realizar tus actividades diarias. Asegúrate de tener suficiente descanso entre cada tarea y aumenta gradualmente la actividad con el tiempo.

Trabajo

Trabajar o incorporarse al trabajo, aun teniendo dolor de cuello, ha demostrado ayudar a recuperarse más rápidamente.

Si en tu trabajo hay actividades que hacen que el dolor empeore, es importante que hagas saber a tu jefe (o su departamento de salud ocupacional si tiene uno) que es posible que necesites ayuda para continuar con sus tareas.

Técnicas de relajación

Muchas personas encuentran que las técnicas de relajación son un herramienta útil, para controlar el dolor y el estrés relacionado con la radiculopatía cervical.

Puede resultarte útil dedicar algo de tiempo cada día a practicar técnicas de relajación.

Si deseas algo de ayuda para elegir o aprender técnicas de relajación, coméntaselo a tu fisioterapeuta, existen ejercicios de relajación, estiramientos, que suelen dar muy buenos resultados.

Si encuentras algo que funcione mejor para ti, como cantar o bañarte en agua caliente, ¡hazlo en su lugar!

¿Cómo sé si tengo radiculopatía cervical? Pruebas complementarias

Las radiografías no son suficientes para evaluar el dolor cervical o la radiculopatía (a menos que se sospeche una fractura).

La resonancia magnética (RMN) no tienen radiación y brindan una imagen muy detallada de la columna y pueden formar parte del proceso de evaluación.

En la resonancia podemos ver afectaciones en discos vertebrales y articulaciones, y descartar hernias discales en personas con radiculopatía.

Muchas veces el dolor que sientes por la radiculopatía cervical, no concuerda con la imagen en la resonancia. Por eso una prueba de imagen no es tan importante como una clínica detallada y un buen examen físico.

Mujer con dolor de cervicales Unidad del dolor
Unidad del dolor Pixabay @nastya_gepp

Pero ¿yo tengo radiculopatía cervical o mi dolor es causado por otra razón?

Es importante distinguir entre dos tipos de dolor:

  • Dolor de cuello mecánico (más común)
  • Dolor neuropático de la extremidad

Dolor de cuello mecánico

La causa mas común de cervicalgia, en las personas de menos de 35-40 años. son las contracturas musculares. Es por tanto una patología que debe manejarse fundamentalmente con el fisioterapeuta.

En cambio, para los pacientes de más de 40 años, la causa más frecuente es la afectación de las articulaciones vertebrales por artrosis. En el dolor cervical originado por artrosis se denomina Síndrome Facetario Cervical y suele asociarse a contracturas, rigidez y mareos. Aunque es un dolor que afecta fundamentalmente a la zona cervical a veces irradia a la nuca o al hombro en forma de presión. En caso de sospecha de artrosis, los tratamientos de fisioterapia no suelen ser eficaces y se recomienda algún tipo de tratamiento médico, como el que vimos en el artículo de lumbalgia.

Dolor neuropático en la extremidad

El dolor radicular suele estar causado por una hernia o protrusión discal. Al igual que ocurre con la ciática, suele ser un dolor diferente, con hormigueos, calambres o quemazón.

El dolor radicular es menos frecuente que el dolor mecánico, y como hay causas que hay que descartar, se recomienda acudir al especialista y pedir un estudio de resonancia.

Patología espinal grave (señales de alerta)

Es importante que acudas a un especialista si experimentas alguno de estos síntomas:

  • perdida de fuerza en los brazos y manos
  • destreza reducida con las manos, por ejemplo, dificultad para abrocharse botones de la camisa
  • caídas inexplicables o falta de equilibrio
  • Hormigueo o entumecimiento progresivo en ambos brazos

Tengo el diagnóstico: radiculopatía cervical, ¿y ahora qué?

Esta patología puede ser extremadamente dolorosa e incapacitante. A parte de la fisioterapia y la medicación convencional, existen otros tratamientos que pueden mejorar significativamente a los pacientes que sufren una radiculopatía cervical.

Si sospechas que puedas tener una radiculopatía cervical puedes pedir cita para que te valore para que podamos buscar una causa tratable del dolor y el tratamiento más conveniente en tu caso.

Artículos relacionados

piramidal sacroilíaco

¿Qué es la pseudo-ciática?

El dolor de ciática producido por una hernia discal, es diferente del síndrome piramidal o el dolor sacroilíaco. Confirma el diagnóstico antes de operarte. El…

Hernia Discal

¿Qué es una hernia discal lumbar?

Las vértebras de nuestra columna están unidas entre ellas por una especie de almohadilla que conocemos como disco intervertebral, el cual a su vez está conformado por un núcleo ….

ozonoterapia -inyección de ozono Málaga

El ozono como tratamiento natural para el dolor

La Ozonoterapia, consiste en la administración médica de ozono en el organismo, para actuar como estimulante de las defensas del cuerpo…

¿Te has quedado con dudas y necesitas respuestas sobre tu dolor en concreto?

Soy el Dr. Carlos Morales, especialista en tratamientos del dolor. A través de mis artículos pretendo informar y resolver las dudas más frecuentes sobre las patologías y soluciones especificas que te puedo ofrecer para cada una.

Si has considerado que tu caso es muy complejo, déjame ayudarte a resolverlo. Contacta conmigo y tendremos una primera consulta para dar con un diagnóstico médico concreto y ofrecerte soluciones más convenientes en tu caso.

Finalista Doctoralia Awards 2021 en la especialidad de Anestesiología y Tratamiento del Dolor